Fecha: 2017-05-12 09:57:04


La Copa de Leche optimiza el menú para escolares y beneficiarios con enfermedades crónicas


El nuevo plan nutricional ofrece yogur, leche semidescremada, panes de leche, de salvado, trigo y avena y chatitas de harina integral. También se incorporó un menú inclusivo para beneficiarios que padecen enfermedades crónicas no transmisibles.

El equipo de nutricionistas del Departamento de Copa de Leche de la Cooperadora Asistencial, propuso un nuevo menú para los establecimientos educativos beneficiarios del programa, a fin de mejorar sustancialmente la alimentación escolar y dentro de un plan que el intendente Gustavo Sáenz requirió especialmente para asegurar un aporte nutricional efectivo para los alumnos.  

Se incluye yogur, leche semidescremada, panes de leche, de salvado, trigo y avena y chatitas de harina integral, teniendo en cuenta que una alimentación saludable y equilibrada es fundamental para el estado de salud de los chicos y determinante para un correcto funcionamiento del organismo, buen crecimiento y óptima capacidad de aprendizaje.

Las nutricionistas remarcaron la importancia de que los niños consuman todo lo necesario para apuntalar esta etapa de desarrollo. “Propusimos la incorporación de calcio aumentando todos los grupos de lácteos, para asegurarnos de que los huesos se fortalezcan en su camino a la adultez”, explicó Ruth Mérida, profesional del programa.

En la dieta de los niños no debe faltar tampoco la ingesta de otros minerales: hierro y zinc. El primero ayuda al sistema inmunológico a liberar anticuerpos y mejora la curación de las heridas, mientras que el segundo regula el crecimiento y el buen funcionamiento del hígado. En ese sentido Mérida expresó que “los panes de la Copa de Leche son elaborados con ambos elementos para mejorar la calidad alimentaria de los alumnos”.    

Considerando las recomendaciones de la Asociación Internacional de Pediatría y las Guías Alimentarias de la República Argentina, “se distribuye una leche semidescremada para prevenir enfermedades crónicas no transmisibles (diabetes, hipertensión, obesidad)”, agregó la nutricionista y señaló que “estamos trabajando con un menú especial para niños con obesidad, sobrepeso, diabetes y celiaquía”.

En el menú de los niños con obesidad y sobrepeso se ofrece leche semidescremada, panes de salvado, avena y trigo; en el caso de niños con diabetes se les ofrecen productos semidescremados y saborizantes, en tanto los que son celíacos reciben alimentos sin TACC envasados para prevenir que no se contaminen.    

Cabe destacar que el  programa brinda asistencia a 355 instituciones. De ese total, 126 son escuelas primarias, 56 colegios secundarios y 16 escuelas de educación técnica, en tanto el resto de las beneficiarias son instituciones denominadas “no formales”, como merenderos, catequesis parroquiales, escuelas deportivas, cuerpos infantiles de policía y centros de abuelos, entre otros.

Fuente: Municipalidad de Salta