Fecha: 2018-08-02 04:00:48


Inmigrantes Ilegales

Expulsaron a 14 colombianos que ingresaron ilegalmente al país


2 DE AGOSTO 2018 - 00:00 Los extranjeros fueron detectados por la Policía de Salta en Orán y Aguas Blancas.Entraron por Bolivia y argumentaron que eran hinchas de Atlético Nacional de Colombia.

Las autoridades de la Dirección Nacional de Migraciones de Aguas Blancas expulsaron ayer a 14 ciudadanos colombianos que ingresaron ilegalmente al país a través de la frontera con Bolivia. Los extranjeros, entre ellos tres mujeres, fueron detenidos en tres procedimientos realizados con el apoyo del patrullaje virtual del Centro de Coordinación Operativa de la Unidad Regional Nº 2.

Dos de los operativos se llevaron a cabo en la ciudad de San Ramón de la Nueva Orán. El primero se realizó en horas de la mañana del lunes cuando a través de las cámaras del servicio de videovigilancia los policías detectaron a seis personas en actitud sospechosa en inmediaciones de la terminal de ómnibus. Con los datos aportados por los demorados, los investigadores tomaron conocimiento de que otros integrantes del grupo habían arribado a la zona en la noche del domingo. Fue así que horas más tarde una patrulla de vigilancia encontró a cinco de ellos cuando merodeaban por las inmediaciones de una estación de servicio ubicada en el microcentro de la ciudad.

Al ser conducidos a la comisaría local se determinó que se trataban de ciudadanos oriundos de Colombia. Otras tres personas de la misma nacionalidad fueron localizadas durante un operativo realizado cerca de la terminal de la localidad fronteriza de Aguas Blancas.

Con la intervención de la Fiscalía Federal de Orán se efectuaron las consultas del caso ante la Unidad de Análisis Criminal. Desde el organismo se informó que la Dirección Nacional de Migraciones no tenía registrado el ingresos de estas personas al territorio nacional.

Por esta situación el Juzgado Federal de Orán, a cargo de Gustavo Montoya, dispuso que los demorados fueran puestos a disposición del organismo nacional encargado del registro y control de ingreso y egreso de personas extranjeras al país, en sus oficinas de la localidad Aguas Blancas.

Montoya explicó que mantuvo un contacto con el jefe de Gabinete del Ministerio de Seguridad de Nación, Gerardo Milman, para ponerlo al tanto de la situación y consultar los antecedentes de los extranjeros. "Yo no tuve intervención directa con el caso porque al tratarse de personas que ingresaron ilegalmente correspondía que la cuestión fuera resuelta por Migraciones", señaló el magistrado norteño al ser consultado por El Tribuno. También explicó que de las consultas realizadas al Ministerio de Seguridad se determinó que ninguno tenía pedido de captura ni registraba antecedentes penales.

¿Hinchas de fútbol?

Según el informe que la Policía de la Provincia reportó a las autoridades de la Justicia Federal y de Migraciones, los extranjeros argumentaron que eran hinchas del club Atlético Nacional de Colombia y que vinieron a la Argentina para alentar a este equipo en el partido que disputará el próximo jueves con Atlético Tucumán, en la vecina provincia, por los octavos de final de la Copa Libertadores de América.

Sin embargo, lo que no supieron explicar es por qué ingresaron de manera ilegal. En ese sentido lo que más llamó la atención a las autoridades de Migraciones fue que hayan decidido llegar hasta aquí con más de una semana de anticipación a la realización del partido de fútbol en la ciudad de Tucumán.

Las fuentes consultadas señalaron que, según los colombianos, decidieron ingresar de manera subrepticia porque no contaban con muchos recursos para hacer frente al costoso viaje. Al respecto reconocieron que a través de contactos realizados en la ciudad boliviana de Bermejo, ingresaron al país por un paso clandestino. También dejaron entrever que estaban acostumbrados a moverse por diferentes países de Sudamérica al estilo de los mochileros para acompañar al equipos colombiano de sus amores.

Sus argumentos no lograron convencer a Migraciones, quien luego de identificarlos decidió que debían abandonar el país. Como debían hacerlo por donde ingresaron (Bolivia), se efectuaron las consultas y las comunicaciones del caso ante las autoridades migratorias del vecino país.

La expulsión de los colombianos se concretó ayer en horas del mediodía.

Sospechan que vinieron para afincarse en la zona norte

Las fuentes consultadas consideraron llamativa la presencia de los 14 colombianos en la frontera norte. A los investigadores no les cierra que sean hinchas del club Atlético Nacional y que vinieron a presenciar el partido por la Copa Libertadores en la ciudad de Tucumán.
“Nadie viaja con tantos días de anticipación para asistir a un encuentro deportivo a semejante distancia”, expresó un investigador. En el mismo sentido señaló que el hecho de que hayan ingresado de manera ilegal da que pensar. “Nadie, con buenas intenciones, ingresa a un país de la manera que ellos lo hicieron, por pasos clandestinos”, interpretó.
Lo que se especula es que el grupo llegó con intención de quedarse en la zona, como lo hicieron muchos compatriotas que desde hace algunos años se afincaron en el norte de la provincia y en la misma capital salteña.
La mayoría de esos colombianos se dedica a la usura. Son los que explotan los denominados préstamos de dinero “por goteo”. Se trata de un sistema de microcréditos con intereses usurarios. En muchas provincias del país surgieron varios conflictos judiciales en contra de estos prestamistas que se aprovechan de personas con apuros económicos
“Dicha actividad sería controlada y dirigida por una organización con presencia importante en el país, para luego remitir las ganancias de la misma al país de origen (Colombia)”, precisa una resolución de la Justicia Federal de la provincia de Corrientes. De la investigación surgió que bajo fachada de venta de muebles en cuotas, prestan dinero en efectivo de manera informal con intereses usurarios y utilizando métodos violentos para el cobro de los mismos.

Fuente: El Tribuno Salta