Fecha: 2018-03-22 05:36:49


Educación

Para el 60 por ciento de los directivos, los alumnos abandonan la secundaria para poder trabajar


22 DE MARZO 2018 - 02:57 El desempeño en Matemática y Lengua sigue siendo malo y varía de acuerdo al nivel socioeconómico.En la primaria hubo mejoras en el rendimiento de tres áreas y se destacó la participación de los estudiantes.

Ayer se conocieron los resultados de las pruebas Aprender 2017 y, si bien en la provincia marcan que hubo avances en los resultados de la primaria, muchos indicadores generan alerta en la secundaria.

Del nivel secundario participaron 13.158 estudiantes de 344 escuelas rurales y urbanas del ámbito estatal y privado.

En el capítulo 6 del informe, de los estudiantes de 5§ año, se habla sobre la visión de los directivos, y en uno de los ítems se les consulta sobre el abandono y las causas que generan la salida de los chicos de la escuela.

Allí la pregunta era: ¿Considera que el abandono de los estudiantes es un problema en esta escuela? Ante esta pregunta, un 49% de los directivos encuestados señaló que sí es un problema, mientras que un 51% dijo que no.

Lo preocupante es la respuesta a la consulta sobre las causas: el 60% consideró que el principal motivo del abandono es que los estudiantes necesitan trabajar. Un 50%, en tanto, dijo que es porque las estrategias de enseñanza no logran generar el entusiasmo de los chicos.

También, un 48% de los directivos opinó que "los estudiantes no consideran que la secundaria sea útil para su futuro".

Otras causas de abandono señaladas fueron: que los estudiantes no tienen interés en la propuesta y los contenidos de la escuela; que tienen que cuidar a otro familiar y, por último, que tienen problemas con sus compañeros, los docentes o directores.

Los directivos también fueron consultados sobre el ausentismo y las principales causas. "¿Representa un problema en esta escuela?", se les interrogó. Un 56% dijo que sí y un 44% que no.

En cuanto a las razones, el 51% dijo que es porque los chicos realizan tareas de cuidado en el hogar. El 55% dijo que es por distintos motivos. Un dato llamativo es que el 50% señaló que los alumnos pierden clases por "falta de interés". Y el 45% aseguró que el ausentismo es por actividades laborales de los estudiantes, entre otras causas.

En otro apartado los alumnos que cursaban el quinto año fueron consultados sobre su futuro. Un 51% dijo que va a seguir estudiando, mientras que el 35% dijo que piensa trabajar y estudiar, otro 10% dijo que no sabe qué hará y un 4% señaló que solo trabajará.

Muchos son los directivos que marcaron que hay un desinterés de los chicos por los contenidos que se enseñan. Es por eso que una de las preguntas de la prueba fue: ¿Hay temas/actividades que la escuela debería abordar/enseñar y no lo hace? Allí un 75% dijo que sí y un 25% que no.

Un 78% de los chicos dijo que debería haber contenidos sobre uso de nuevas tecnologías, un 78% también señaló que debería haber educación sexual y un 75% pidió clases sobre violencia de género.

El Operativo Nacional de Evaluación y Calidad Educativa Aprender se realizó por segundo año consecutivo en noviembre del año pasado. Aproximadamente 43 mil alumnos primarios y secundarios fueron evaluados (de forma muestral y censal) en Salta en Lengua, Matemática, Ciencias Naturales y Ciencias Sociales.

Matemática: pocos chicos llegan al nivel avanzado 

Los niveles de desempeño obtenidos por los estudiantes secundarios de quinto año en Lengua y Matemática en Salta siguen siendo alarmantes. En Matemática, apenas el 26,8% de los estudiantes alcanzó niveles de desempeño satisfactorio/avanzado, y el 43,8% está por debajo del nivel básico. Al seguir desglosando los datos se puede advertir que, en promedio, apenas el 2,7% alcanza el mayor nivel y si se tiene en cuenta el aspecto socioeconómico (bajo, medio y alto) ninguno de los sectores llega al 10% del primer nivel. 
De acuerdo a los resultados, el desempeño satisfactorio/avanzado en esta materia es similar respecto de Aprender 2016 y menor a la prueba ONE 2013, que es la última que realizó el Gobierno anterior. 
En el caso de Lengua el 55,3% en promedio de los chicos se ubicó en la categoría satisfactorio/avanzado, mientras que el 21,2% por debajo del nivel básico. Al analizar dichos desempeños con el contexto socioeconómico se observó que un 39,2% de los estudiantes de hogares de bajos recursos alcanzó los niveles de avanzado/satisfactorio, y el 32,2% se ubicó por debajo del básico. 
Los resultados en ambos espacios también evidencian la brecha que existe entre las escuelas públicas y privadas, y entre los ámbitos rurales y urbanos.
Entre los estudiantes de hogares humildes un 14,4% alcanzó niveles de desempeño avanzado/satisfactorio en las escuelas estatales, mientras que un 56,8% quedó por debajo del nivel básico. En los colegios privados, en el mismo nivel, un 24,9% demostró un buen rendimiento contra el 45,8% malo.
En los establecimientos urbanos un 58% alcanzó niveles de desempeño avanzado/satisfactorio y un 19,2% no cuenta con los conocimientos básicos. En el ámbito rural un 31,3% obtuvo un desempeño positivo y un 39,4% negativo.
Otra de las observaciones que arrojó la prueba Aprender es que el 11,6% de las estudiantes embarazadas y/o con hijos, logró niveles de desempeño avanzado/satisfactorio, mientras que un 60% se ubicó por debajo del nivel básico. Entre las que no son madres el 23,2% sacó buenas calificaciones y un 47,7% notas bajas.

Las mejoras en la primaria

El Ministerio de Educación destacó que Salta tuvo una participación masiva en las pruebas Aprender, y es la tercera provincia con mayor porcentaje de participantes luego de Córdoba y Misiones. Un 88,4 en primaria y un 79,2 en secundaria.
Según el reporte nacional, Salta obtuvo un rendimiento histórico en primaria. En Lengua el nivel de desempeño aumentó 6 puntos porcentuales mayores que en 2013; en Matemáticas 5,8 puntos; en Ciencias Naturales más de 7 puntos y en Sociales, 5 puntos más. 
La ministra, Analía Berruezo, destacó la labor diaria de directivos y docentes en este logro.

Fuente: El Tribuno Salta